La comida, una lucha con tus hijos

bebe no comerTras la llegada de un miembro nuevo a nuestra familia existen múltiples cambios a los que habrá que acostumbrarse, uno de ellos es la hora de la comida, misma que en ocasiones puede convertirse en una tortura tanto para los padres como para el bebé, pues cuando estos tiene entre 1 y 5 años es justo la etapa en la que muchos niños y bebés, rechazan la comida y el lograr que coman algo resulta una misión casi imposible. Es por eso que aquí te damos algunos consejos para lograr que tu hijo coma.

Antes que nada debemos entender que muchas veces como padres cometemos el error de creer que nuestros hijos deben comer como nosotros y esto no es verdad, ya que el estómago de nuestros hijos es mucho más pequeño que el de un adulto promedio por lo que debemos de proporcionarles raciones de acuerdo a su edad .

Entendido lo anterior, es importante tomar en cuenta los siguientes puntos:

1.-Detectar los gustos o inclinaciones de nuestros hijos

Muchas veces la razón del rechazo de la comida es simplemente el gusto, pues está demostrado que a partir del primer año de vida el ser humano desarrolla la preferencias, mismas que se alojan en la mente, canalizando aquellos sabores que nos gustan por los que son de nuestro agrado.

2.-No les des siempre la misma comida

Los niños son un sector poblacional muy cambiante un día quieren una cosa y al siguiente quieren otra diferente y es por a esa edad, el niño está descubriendo las múltiples posibilidades que tiene, por lo que es recomendable que dentro de su alimentación  intentes llevar un gran variación de comida, ya que si diario les sirves lo mismo el rechazo será inevitable.

bebe no comerr

3.-Haz entretenida la hora de la comida

Cuando se es niño solo se piensa en divertirse, por eso incluso la hora de la comida puede ser la mejor oportunidad para que tus hijos se diviertan, haciéndoles platillos con dibujos y formas, o incluyéndolos en la preparación de la comida.

4.-Limita las golosinas

El ver a nuestros hijos llorar puede ser algo fácil de tranquilizar con dulces, pero hacer esto solo los acostumbra a que ante cualquier impulso de ellos nosotros tengamos esta reacción, lo que en gran medida provoca que al llegar la hora de la comida ellos rechacen lo que le ofreces por estar satisfechos de dulces.

niños comiendo dulces

Recuerda que tus hijos son como una esponja,que absorbe todo lo encuentra a su paso, por lo que lo mejor es comenzar a inculcarles buenos hábitos alimenticios y ayudarlos a que la hora de la comida sea un momento en el que padres e hijos disfruten como familia.

Por: Montserrat  M.

  En el directorio  
 

Add comment


Security code
Refresh

Boletín SuperMujer

Recibe en tu correo nuestro boletín semanal. Dinos sobre qué temas te gustaría recibir información.

Directorio SuperMujer

Anúnciate en la Revista SuperMujer de tu zona